miércoles, 23 de mayo de 2012

"SOCIEDAD LIMITADA DEL BIENESTAR"


En el pasado Congreso del Partido Popular CV celebrado en Alicante, a la ponencia denominada “Comprometidos con las Personas”, fue aceptada una enmienda del presidente de las Cortes Valencianas, Juan Cotino, en la que proponía sustituir en dicha ponencia la expresión “Estado del Bienestar” por  “Sociedad del Bienestar”. Según el ilustre Presidente de Les Corts, es necesario trasladar a los ciudadanos la idea de que el Estado no tiene la exclusividad en la oferta de servicios y prestaciones sociales, “Hemos de apostar por concretar qué servicios pueden ser privatizados y que transferencias de recursos se pueden realizar a las empresas y a las familias…..”  Quizás una primera impresión nos podría presentar a un Juan Cotino ignorante y distante del mínimo conocimiento de los sistemas de bienestar social europeos de los últimos sesenta años. Nada más lejos de la realidad, Cotino ha sido Conseller de Bienestar Social de 2007a 2009, además de tener una familia vinculada empresarialmente, mucho tiempo, con la gestión de residencias de mayores (algo que no le impidió en 2008 un incremento del 182% de las estancias subvencionadas al grupo vinculado a su familia). Cotino sabe perfectamente que cualquier sociedad del bienestar reparte la cobertura de las necesidades sociales entre el Estado, el Mercado y al Familia. Y que dependiendo de la proporción en la que se produce este reparto, ese proceso de desmercantilización o desfamiliarización, hablamos de sociedades más justas o igualitarias que otras. Cotino también es consciente que los Estados del Bienestar mediterráneos, como es el caso de España, son los que menos ayudas destinan a las familias, pero que sin embargo dejan caer en ellas una mayor responsabilidad. Normalmente este proceso tiene un precio muy alto: el de la no incorporación de la mujer al Mercado laboral. Como podemos ver, Juan Cotino sabe muy bien lo que dice, es una voz autorizada en el ámbito social, por eso no habría que dejar pasar por alto sus palabras sin intentar traducir el lenguaje Neocon, esa extraña jerga eufemística que últimamente utiliza como nadie la derecha española, al castellano popular: Cotino en definitiva quiere una Política Social que prime: 1.- Privatizar todo lo que se pueda (conoce el sistema); 2.- Dejar directamente en el Mercado la cobertura de otro paquete de necesidades (prepare la cartera); y por ultimo 3.- Aumentar (que ya es elevadisimo) el papel de las familias en la provisión del bienestar. Además, Cotino omite que su orden ideal en el reparto de responsabilidades seria el inverso al que nos ofrece el discurso: FAMILIA-MERCADO-ESTADO. Conclusión, todo está inventado y lo que nos ofrece el PP es un modelo residual de Política Social. Bienvenidos a la Sociedad Limitada del Bienestar! Olvídense de esos aburridos discursos sobre los derechos sociales! Bienestar SL ¿quieren comprar acciones? o quizás mejor ¿pueden comprarlas?

Miguel Angel Martín

miércoles, 9 de mayo de 2012

¿Que nos han dado los Romanos?


Estamos a punto de cumplir el primer aniversario del 15 M, que durante la pasada primavera lleno de esperanza a muchos de nosotros. Desde ese momento, casi desde el minuto uno, el movimiento ha recibido críticas de diestra y siniestra. Lo indiscutible es que este ha sido y es una reacción a una situación de injusticia a la que la política tradicional no ha sabido anteponer los derechos de sus ciudadanos ante ese ente sin rostro pero con un poder ilimitado al que todo el mundo llama Mercado. Tal es su poder que doblega gobiernos, poner primeros ministros sin pasar por las urnas y decide la sanidad o la educación que deben tener los estados. Como dijo Montesquieu, ningún poder ilimitado puede ser legítimo. Por lo tanto las reacciones a este poder son totalmente legítimas, sobre todo cuando los que te gobiernan en lugar de ponerse a tu lado, lo hacen de los poderosos, de “los mercados”. Como decía, las críticas al 15 M se han vertido desde puntos de vista antagónicos; la derecha reaccionaria a esgrimido la legitimidad de las urnas, avalando las tesis del “cheque en blanco” a los políticos. De hecho Rajoy no ha dejado de sorprendernos, ha pasado de ser el Mudito de Blancanieves a Mariano Manostijeras en cuatro meses. Pero quizás las criticas de mayor calado, han venido del otro lado, de la izquierda. En este caso se ha utilizado el buenismo para con cierto tono paternalista, decir que está muy bien pero faltan propuestas o que se terminara por desactivar y que se ha avanzado muy poco etc…. Es evidente que cada uno ponemos a nuestras esperanzas fecha de caducidad, pero antes de reciclarlas pensemos que ha supuesto un año de 15 M: Para empezar se ha educado a un nuevo sujeto político, hasta entonces alejado de la política y al que se le ha incorporado desde el Comunitarismo Civico; Se han puesto en la Agenda Política cuestiones como la Dación en Pago de las Hipotecas; La necesidad de poner la Economía al servicio de la política, no a la inversa; El fin de los privilegios de los políticos; Una fiscalidad justa y progresiva; Derecho efectivo a la Vivienda el Trabajo y unos Servicios Públicos de calidad y en definitiva más Democracia. En estos momentos todos estos temas siguen en la Agenda Política, negar quien los ha puesto seria como aquella escena de La Vida de Brian donde el Frente de Liberación de Judea (o quizás era el Frente Judaico de Liberación) preguntaba a sus seguidores ¿Y a cambio los Romanos que nos han dado? Y estos respondían: alcantarillado; calzadas; termas; acueductos; enseñanza, etc… hasta que el ponente cambia de argumentos por lo contraproducente de su discurso. Pues eso, que los de siempre no te manipulen.


  • Miguel Angel Martín